Image

"Yo no me peleé con Moyano, algún día volveremos a hablar con Hugo"

05/10/2017  |  Politica  |  

La candidata al Senado por Unidad Ciudadana Cristina Fernández de Kirchner brindó una entrevista con el periodista Beto Casella por Radio Pop, mientras la señal del Grupo Indalo -pronto a venderse a un empresario afín al Gobierno- estaba siendo allanada con un móvil de la Gendarmería en la puerta.

"Fue bastante particular la llegada con un móvil de Gendarmería en la puerta de la radio. Están sometiendo a la Gendarmería a ser una fuerza de choque del Gobierno", empezó comentando Cristina sobre lo sucedido en el ingreso a la señal del Grupo Indalo. 

En cuanto a la situación del periodismo, Cristina consideró que "al Gobierno le molestan los periodistas críticos que presentan pruebas de investigación como hace Página 12", a esto agregó: "Me llama la atención la falta de solidaridad de los colegas de Roberto Navarro, en otras épocas habría campañas. Durante nuestro Gobiernos los medios podían decir cualquier cosa hasta calumnias e injurias de todo tipo. No creo que el periodismo hoy tenga libertad para trabajar en Argentina. Hay una censura personal, de una actitud humana de cuidar su laburo por parte de los periodistas".

Luego del análisis de los medios y recordar como actuaron durante el conflicto por la resolución 125 en el año 2008 manifestó: "Nos peleamos con los que se creen dueños del país no con los almaceneros", y agregó "articular y negociar son instrumentos de todo Gobierno. El problema es cuando te quieren imponer cosas".

"Sin lugar a dudas que el Pata Medina esté 6 horas en la TV es la mejor propaganda para el Gobierno, es un personaje nefasto al que nosotros enfrenamos siempre", lanzó y agregó: "El Momo votó a Macri y la Justicia hizo callar a la hija amenazando con una multa de 50 mil pesos, denunció a los testaferros y la hicieron callar en lugar de intervenir UATRE", deslizó sobre la situación sindical.



En la consulta sobre las peleas que llevó adelante su Gobierno respondió que no se peleó con Hugo Moyano y sostuvo que "algún día volveremos hablar". 

Por último contó que "cuando Nicolás Caputo, el amigo del alma del Presidente, gana 2 licitaciones de energía por 500 millones de dólares, crecen sus acciones y las vende", para rematar: "Deberían mirar la historia de cada uno antes de hablar de la lucha contra las mafias. Los que se presentan como cosa nueva eran parte del Consejo Deliberante de Carlos Grosso que era de SOCMA".



Fuente: Política Argentina